Inicio NACIONALES Director hospital Juan Bosch amenaza a exempleada con demandarla

Director hospital Juan Bosch amenaza a exempleada con demandarla

64
Compartir

El director del Hospital Traumatológico y Quirúrgico Profesor Juan Bosch, el cardiólogo Andrés Rodríguez Céspedes, amenazó a la exempleada de ese centro médico Mercedes Lazala con demandarla por difamación, luego de ésta contara al programa Nuria Investigación Periodística que fue despedida por vigilar y reclamar las irregularidades con que operaba este centro asistencial.

Lazala trabajó en este hospital ubicado en La Vega desde octubre del 2017 hasta diciembre del 2018. Inicialmente, fue contratada por un año para laborar como gerente financiera y administrativa. Cinco meses después de iniciar sus labores, pasó a ser gerente de revisión de análisis y procesos. De acuerdo con la exempleada, este cambio se dio como respuesta a un informe que presentó al director en la que llamó la atención sobre “vicios de consentimiento de forma y fondo” en algunos procesos de compra del centro.

Mercedes Lazala contó que las irregularidades y sus observaciones para que se cumplieron los procesos legales continuaron, hasta que finalmente, su contrato de un año acabó y no fue renovado.

En el acta que recibió este lunes, el doctor Rodríguez advierte que de no retractarse de las “expresiones, imputaciones, términos e invectivas difamatoria”, procederá a interponer formal acusación penal y demanda civil en reparación e indemnización por 20 millones de pesos.

“De mi parte nunca daría un paso atrás. Porque todo lo que presenté es real. Yo no tengo la culpa de que todas esas personas que no conozco hayan hablado en favor mío y en contra de él”, explicó a NDigital, Mercedes Lazala luego de recibir el documento de intimación, que presenta copias de los comentarios que los usuarios escribieron en la publicación de este reportaje, que fue transmitido el pasado 18 de mayo.

En la intimación, a Lazala también se le hizo llegar copia del documento que firmó al llegar al hospital Juan Bosch, ubicado en La Vega, en la que especificaba que su contrato tenía vigencia de un año, y que el centro médico se reservaba el derecho de renovar o no sus servicios, hasta que no lo hizo.